www.elhomeopatico.com.ar
Fecha
Septiembre / Octubre 2018 - Nro 90 -Año XVIII
Portadas Anteriores
Buscar

 

Acné y Homeopatía

El acné juveniles una enfermedad inflamatoria e infecciosa de los folículos pilosebáceos, complicación de la seborrea. La hipertrofia de la glándula sebácea se desencadena generalmente por estimulación hormonal en la pubertad. Los andrógenos parecen ser los elementos más activos para provocar tal reacción, pero hay que tener en cuenta también la sensibilidad propia del receptor periférico (la piel).
Seborrea: significa flujo de grasa, y es un trastorno funcional de las glándulas sebáceas. Se localiza en la línea media del cuerpo.

Seborrea de la cara: nariz, surcos nasogenianos, frente media, ambos pómulos y mentón.

Seborrea del cuerpo: región preesternal y entre los omóplatos, cuero cabelludo y ambos conductos auditivos.

La lesión elemental es el filamento seborreico, un minúsculo cilindro de grasa blanco-amarillento y sólido. Está constituído por células córneas, secreción sebácea y microorganismos.

Cuando la hiperqueratosis del folículo aumenta, el filamento seborreico se enquista y constituye el comedón, que es la lesión elemental y característica del acné juvenil polimorfo.

El acné es más frecuente en la mujer, pero las formas graves parecen afectar más al hombre. En los adolescentes, sobre todo, se ven situaciones de malestar cuando se encuentran frete al espejo, con sensaciones de desventaja con otros compañeros, lo que les incrementa su baja autoestima, hace que se aislen, se autodiscriminen, se desvaloricen.

CAUSAS

El acné es consecuencia de una sensibilidad especial de los receptores pilosebáceos sometidos a la acción hormonal, especialmente de la pubertad.

No existe un factor causal único, sino que son varios los factores etiológicos que actúan generalmente combinados: etiología multifactorial con factores desencadenantes que hay que tener presentes: una predisposición del órgano efector (la piel y sus tegumentos) para reaccionar como órgano de choque.

Además de las causas mencionadas existen otras que pueden agravar un acné o provocar un estado acneiforme fuera de la adolescencia. Algunas mujeres de 30 o 40 años suelen tener un pseudoacné, y las causas que se transforman en sus enemigos son:

- El sol, que si bien mejora el componente inflamatorio de las pústulas, provoca la aparición de más comedones.

- Las cremas cosméticas no adecuadas.

Sicosis de la piel: es una enfermedad de la piel caracterizada por la inflamación de los folículos pilosos de la barba del hombre, con formación de pústulas que pueden estar agrupadas o aisladas. También puede verse en la nuca. Es una lesión crónica, profunda y resistente. El microorganismo responsable de esta afección es el Staphilococus, y puede propagarse por autoinoculación o por el traumatismo al afeitarse.
Presenta como síntomas ardor, prurito ligero, y dolor al tocar el pelo.

MITOS DEL ACNÉ

No existe ningún alimento relacionado con la aparición del acné.

El acné no es un problema de suciedad. Sólo se precisa una limpieza que arrastre el exceso de sebo procurando no añadir inflamación a la que ya existe por la enfermedad.

El acné no se produce por falta de cuidado personal. De hecho se produce por factores hereditarios que condicionan el exceso de sebo, la normal descamación folicular y la inflamación bacteriana.

DEBEN EVITARSE LOS ALIMENTOS RICOS EN YODO:

ALGAS, MARICOS Y CRUSTÁCEOS.

El tratamiento externo de la piel lo realizará un buen cosmiatra, siempre y cuando no sean tratamientos agresivos. Un lavado 2 veces por día con un jabón a base de CALÉNDULA. Alguna loción con un mínimo componente alcohólico. Por las noches se cubrirán las lesiones supurativas con crema de CALÉNDULA1.

Se recomienda también, para favorecer la eliminación del sebo, toxinas, y mejorar la hidratación de la piel, la aplicación de fomentos calientes, incluso el sauna con esencias de lavanda o clavo.

Se desaconsejan los jabones ácidos, azufrados, descamantes. Sólo desengrasan la piel durante unas horas, pero luego la resecan, la agrietan, y secundariamente producen una hiperseborrea reactiva. El licor de Hoffmann presenta los mismos inconvenientes. 

TRATAMIENTO HOMEOPÁTICO

Debemos partir de la premisa de que el acné no es una enfermedad local, sino la expresión de múltiples factores, entre los cuales los más importantes son la predisposición genética, y factores de orden de la totalidad del individuo: enfoque holístico del paciente y no local.

Por lo que es muy importante tener en cuenta que los tratamientos locales con lociones, cremas, etc., NO resolverán el problema definitivamente, sino que lo único que harán es suprimir los síntomas momentáneamente, y si el tratamiento se abandona, la enfermedad volverá sistemáticamente. 

LA HOMEOPATÍA,al enfocar al paciente desde su totalidad, realiza un tratamiento mucho más profundo, tomando como síntomas principales los síntomas mentales del paciente, resolviendo así los conflictos emocionales y sentimentales que acompañan a esta entidad.

TODO TRATAMIENTO DEBE ESTAR DIRIGIDO A PROVOCAR UN
RESULTADO INTEGRAL, TOTAL, Y NO SÓLO A DISMINUIR
O A HACER DESPARECER LOS BROTES LOCALES.

La Homeopatía proscribe las pomadas con antibióticos, con corticoides o con hormonas, ya que favorecen la producción de comedones.

La Homeopatía también cuenta con remedios del caso agudo, para tratar la enfermedad en forma local, pero siempre teniendo en cuenta que primero está la totalidad del paciente, su particular manera de ser. Con el remedio único de fondo vamos a lograr el equilibrio energético, la armonización del individuo, para, si es necesario, luego tratar en forma local algún síntoma muy molesto.

Los buenos resultados de los tratamientos naturales: para las formas leves de acné. La oligoterapia, la fitoterapia, el termalismo, la homeopatía. Para cualquiera de estos tipos de terapia, los tratamientos son relativamente prolongados, desde 3 meses hasta más de un año. Mucho tiene que ver en esto la respuesta individual de cada paciente.


1La crema de CALÉNDULA tiene propiedades antiinflamatorias y antibióticas. Se prepara a partir de una planta con los principios farmacéuticos de la homeopatía.


Dra. Norma E. Pereyra
MN 40.646

Ginecología – Especialista en Obstetricia
Médica Homeópata
Ayudante de Cátedra de AMHA

Núñez – Paternal
4703-2467 / 15-5756-6688
e-mail: nepereyra@intramed.net.ar
www.verdaderahomeopatia.blogspot.com.ar